Crta. Alpartir (ZP-2152) km.1 - 50100 La Almunia de Doña Godina, Zaragoza
(+34) 976 60 09 56

Una campaña marcada por bajos rendimientos y menor producción

 

Son muchos los agricultores que este año se muestran sorprendidos al conocer los rendimientos de las aceitunas que han cosechado durante esta campaña. Y no para bien, puesto que la tendencia de este año es obtener unos rendimientos tres puntos por debajo de la media.

La base de esta circunstancia está en las especiales condiciones climatológicas que se han dado a lo largo de este año, cuando hemos tenido una primavera muy lluviosa después meses de extrema sequía. Esto, unido a las abundantes precipitaciones que se han venido produciendo de nuevo entre octubre y noviembre, ha provocado una alteración en el ciclo de maduración del fruto en el que, además, ya se detectó un retraso desde el momento de la floración.

Los bajos rendimientos son, sin duda, la noticia más preocupante para el agricultor puesto que es este dato el que determina la cantidad de litros de aceite que obtendrá por su cosecha o el precio de la aceituna, en el caso de la venta.

El rendimiento de la aceituna

Los ajenos al sector se estarán preguntando ¿qué es el rendimiento de la aceituna? En una respuesta rápida y sencilla es la cantidad de materia grasa que ha generado el fruto en relación al resto de componentes de la aceituna, básicamente agua, pulpa y hueso. A medida que el fruto va madurando, y una vez que ya se ha producido el aceite en su interior, la cantidad de humedad se va reduciendo y, por este motivo, el rendimiento de la aceituna, extraído a partir del análisis en laboratorios externos, en el caso de Aceites Lis, irá en aumento a pesar de que la cantidad de aceite sea la misma.

La cantidad de materia grasa en las aceituna supone la base para el sistema de pago al agricultor. Así pues, éstos esperan que los rendimientos sean lo más altos posibles con el fin de obtener, también, el máximo rendimiento a su cosecha. Este año no se está dando el caso porque, como hemos explicado con anterioridad, y según los datos de organismos sectoriales y de nuestra propia experiencia en Aceites Lis, los resultados son relativamente inferiores al año pasado.

Los aove de la nueva campaña ya disponibles

Y no sólo los rendimientos están siendo inferiores en esta campaña. También la producción se está viendo afectada por una tendencia a la baja en este año. Esto, unido además al retraso con el que comenzó la recolección, ha provocado una situación casi de desabastecimiento en algunas almazaras al comienzo de la temporada, con bodegas vacías una vez vendido el aceite del año pasado mientras, se veía como la nueva campaña arrancaba lentamente, tanto por el retraso del fruto como por las continuas lluvias.

Ante estas circunstancias, los datos sectoriales a nivel nacional indican que el volumen de aceite disponible este año, 268.200 toneladas a principios del mes de diciembre, era inferior al disponible el año pasado por estas mismas fechas, cuando se alcanzaban los 323.000 toneladas, según los datos publicados por Olimerca.

Esta situación se ha vivido también en las bodegas de Aceites Lis durante las primeras semanas del mes de noviembre hasta el punto de que muchos de nuestros aceites de oliva virgen extra El Fuelle no estaban disponibles. Ahora, sin embargo, con la campaña al 100%, tanto en la almazara como a través de nuestra tienda online, ya se pueden adquirir los AOVE de la nueva campaña, tanto El Fuelle Gran Selección como El Fuelle Arbequina y El Fuelle Empeltre, además del Premium Goldlis.

Deja un comentario

veinte + 3 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies